"Escribir es la manera más profunda de leer la vida" Francisco Umbral


No se es poeta por saber leer, ni renombrado escritor por saber escribir. Los grandes hombres son los que saben, se proponen metas, se esfuerzan y las alcanzan.

viernes, 11 de febrero de 2011

Tu castigo es sentir mi dolor

Hoy más que nunca me pregunto por lo que no pudo ser y pudo haber sido. Es el día perfecto para tenerte en la cabeza día y noche, para pensar en lo que podía haber significado la jornada y lo que no ha significado. ¿Sientes cómo el dolor corre por mis venas?

Nunca digas que fui yo la que no tuvo ganas de seguir, nunca digas que yo lo impedí. Si esto no continuó fue porque tú no quisiste. No digas que estás triste porque la única que tiene derecho a sentirse así soy yo. ¿Sientes cómo el dolor corre por mis venas?

Caminé sola por un largo camino de espinas, representé las más oscuras sombras de la noche, coloreé la vida de un gris apagado, sembré mi llanto en cada campo, derramé una lágrima por cada estrella y hoy, he llegado hasta aquí. ¿Sientes cómo el dolor corre por mis venas?

Hoy la tierra se halla en el mismo punto en el que se encontraba el pasado once de febrero. Sí, ha pasado un año desde que te pronuncié mi primer te quiero. Desde ese día, no ha habido ni uno solo en que no haya pensado en ti. ¿Sientes cómo el dolor corre por mis venas?

Fueron días felices, grandiosos. Días llenos de besos, de caricias y abrazos... días llenos de amor. El día once era el día más bello del mes para mí... hoy daría lo que fuera por hacerle desaparecer del calendario. Ojalá al diez le siguiera el doce. Ojalá a enero le siguiera marzo. ¿Sientes cómo el dolor corre por mis venas?

Aún no me puedo creer cómo han podido pasar tantas cosas en un solo año. Aún no he llegado a comprender cómo mi corazón es capaz de odiar y amar al mismo tiempo. La rabia enciende mis palabras cuando hablo de ti. ¿Sientes cómo el dolor corre por mis venas?

Sin embargo, el dolor poco a poco se va disipando y va afectando menos a mi corazón. Por el contrario, tú te estás dando cuenta de que no puedes vivir sin mi, y hoy tu conciencia te ha pesado más que nunca. Te has percatado de que me necesitas y mejor aún, sabes que me amas, lo que hace a tu error más inmenso si cabe. ¿Sientes cómo el dolor corre por tus venas?

Ahora que sufres como yo, has entendido el verdadero significado de la palabra amar. ¿Sabes? No hay mejor castigo que sentir en primera persona el dolor que le causaste al otro. Tus castigo ahora es sufrir como lo hice yo. Tu castigo es sentir mi dolor en ti. ¿Sientes cómo el dolor corre por tus venas?






2 comentarios:

Marco Ramírez dijo...

Todos nos hemos preguntado en la vida qué sería de nosotros si hubiésemos hecho o dicho tal cosa, pero eso nunca lo podremos saber, solo nos queda vivir el presente y enfrentar el futuro con todas nuestras fuerzas.

Saludos, Magdalena.

(`*•.¸ •๋● Àńĭ •๋●¸.•*´) dijo...

Lo mismo que en la pagina xD

wow!! Magdalena
Exelente. Fuerte lo que escribes y con mucha razon.
Sabes que, a veces me pregunto ¿realmente siente ese dolor?
aunque no se los deseo, en el fondo queremos que exista algo que los haga pensar en lo que hicieron
Saludos!